.

.
"Todo eso lo sé, lo aprendí desde un principio porque nací en un puerto..."

sábado, 30 de julio de 2016

HOGUERA



Se desnudan las palabras en tu boca,

arden en el fuego fatuo del desvelo

las sílabas que pronuncian tu nombre,

caprichoso aroma del incienso

embriagando un aire sin tiempo.

Y si la geometría de la luz nos ignora

adivinaré un resplandor en tu mirada,

mis manos descubrirán en penumbra

la más cálida de tus promesas

silenciosa música del tacto repleta de ti.


Con el deseo hecho jirones

en cada pliegue exhausto de piel amotinada

cuando el placer encuentre al fin reposo,

seremos rescoldo de sueños o sombras

entre la ceniza que se lleve al alba,

entonces te diré lo que nunca he dicho.


Jules Etienne